Nacional

Perfila PRD Consejo el 19 de agosto

Confía AMLO en ‘fildear’ frente
Ante la falta de acuerdo entre las corrientes internas para definir el método de sucesión de la dirigencia encabezada por Alejandra Barrales, el PRD volvió a cancelar la sesión de su Consejo Nacional, previsto para iniciar el 18 de agosto.

La diferencia entre las tribus es si el Consejo Nacional es electivo o si le dan carácter de extraordinario, sólo para aprobar una prórroga a los integrantes del actual Comité Ejecutivo Nacional.

Si es electivo, tendrían que renovar la presidencia, la secretaría general y las demás carteras del CEN.

En caso de que acuerden una prórroga a la actual dirección, podría haber únicamente el cambio de la presidencia y secretaría general, con lo que cumplirían de forma parcial la disposición estatutaria.

Corrientes como Foro Nuevo Sol, Nueva Izquierda y el colectivo Militantes de Izquierda exigen un Consejo Nacional para designar a dirigentes por un año, luego de que ya no realizaron en este 2017 una elección abierta con la militancia.

Las otras corrientes apoyan dar una prórroga de entre 12 y 18 meses a la actual dirección.

Ninguna de las dos posiciones tiene garantizado el voto de dos terceras partes de los consejos nacionales para su aprobación.

Vladimir Aguilar, de Foro Nuevo Sol, rechazó prorrogar el mandato de Barrales.

“No puede haber una prórroga de la actual dirigencia. Sería deslegitimar a la nueva dirección. Barrales parece que se quiere quedar más allá de octubre y eso no es negociable”, advirtió.

Camerino Márquez, de Alternativa Democrática Nacional, refirió que primero deben acordar si convocan a Consejo electivo para renovar todo el CEN o analizar si pueden optar por la sustitución de dirigentes por renuncia de los mismos.

Eric Villanueva, de Nueva Izquierda, informó que están a favor de cambiar todo el Comité Ejecutivo Nacional.

“Es necesario airear los órganos de dirección luego de tres años, porque hay desgaste y otra correlación de fuerzas”, dijo.

Alejandro Sánchez Camacho, de Izquierda Democrática Nacional, sostuvo que no hay espacio para determinar cuál es el procedimiento más adecuado.

Héctor Serrano Azar, de Vanguardia Progresista, señaló que están en el análisis jurídico de lo que le conviene al partido.

El objetivo, dijo, es lograr el mayor consenso posible, pero advirtió que cualquier decisión sobre el relevo de la dirigencia nacional debe estar apegada a la legalidad establecida en sus estatutos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *